Arquitectura, moda y sombreros

Arquitectura, moda y sombreros
Corría el año 1931 y era la época del rascacielos. Un grupo de arquitectos se disfrazaron de sus edificios más emblemáticos. En la imagen podemos ver como en su disfraz incluyeron también el complemento del sombrero como acabado a su disfraz. Es muy común ver como arquitectos culminan sus edificios con una especie de sombrero. En la imagen de la arquitectura de Gaudi podemos ver como diseño varias torres con acabados que podrían ser sombreros de forma diferente. 

Moda y arquitectura siempre han ido de la mano, la arquitectura transmite a través de la combinación de materiales y la moda transmite a través de los tejidos. 

Con la arquitectura en las casas nos sentimos arropados en su interior y con la moda tenemos una relación táctil. El sombrero es el techo de nuestra casa, nos protege de lo que nos pueda caer encima. 

Coco Chanel definió la relación entre estas dos disciplinas: “La moda es arquitectura, es una cuestión de proporciones”. 

El diseñador Cristóbal Balenciaga era conocido como “el arquitecto de la alta costura” . Era impecable a la hora de crear sus patrones para sus diseños y por ello se ganó este nombre. Una vez le preguntaron al propio Cristobal Balenciaga que cualidades debía tener un modisto de ropa y su respuesta fue “un modisto debe ser arquitecto para los patrones, escultor para las formas, pintor para el color, músico para la armonía y filósofo en el sentido de la medida”. 

Actualmente moda y arquitectura se fusionan en la calle, donde las grandes marcas de ropa están en la mejor situación de la calle pero contratan a los mejores arquitectos e interioristas para que les desarrollen sus espacios. Estos espacios tienen que expresar lo que la marca quiere transmitir y ese es el trabajo que hacen los arquitectos a través de los materiales. Abajo podemos ver el diseño de una sombrerería en Tokyo.

Por último también hemos visto como últimamente las pasarelas de moda se hacen en edificios emblemáticos de arquitectura que salen en muchos libros. 

Aunque hay veces que los diseñadores no quieren desplazarse a sitios lejos, por lo tanto cuando les gusta un sitio encargan la escenografía a un arquitecto y trasladan el sitio que les gusta a la ficción.  Como es en el caso del desfile de Chanel que presento su colección de primavera verano 2019 en el Grand Palais, poniendo de escenografía una playa. Las modelos lucian sombreros de paja y los últimos diseños de la marca. 

La arquitectura ahora se está volviendo eco. Va de la mano de la moda la cual también se ha vuelto eco haciendo uso de fibras naturales como el lyno, la paja, rafia…etc.